Buscar este blog

martes, 23 de noviembre de 2010

 Marido está de viaje, llegando a Mendoza. Hace muchos años que estamos casados y el viaja frecuentemente, pero cada vez que se va lo extraño muchísimo. Es una parte de su profesión a la que no me acostumbro; mis amigas me dicen que ojalá me dure.

PD: También extraño la cámara de fotos que le presté.

3 comentarios:

Vintage Aurora Deco dijo...

Me hiciste reír con la frase final!!!

Mara dijo...

Cuando marido se va de viaje yo no me puedo dormir... si seré tarada!

dalo dijo...

Es verdad!!! Llevo la cámara conmigo a todas partes en la cartera, siento que me falta algo.
Mara, eso no es ser tarada, eso es amor!